Inicio » ¿Sabias que... ? » ¿SABES POR QUÉ LAS ALCANCÍAS TIENEN FORMA DE CERDITO?

¿SABES POR QUÉ LAS ALCANCÍAS TIENEN FORMA DE CERDITO?

Aunque actualmente existen muchas formas, la alcancía tradicional que muchos tuvimos en nuestra infancia tiene forma de “cerdito”. Aunque no lo creas, esta tradición se extiende a muchas partes del mundo, y la razón por la que esta forma predomina es curiosa.

En muchas culturas, el cerdo ha sido siempre sinónimo de prosperidad y abundancia, sobre todo en Europa, donde muchas familias pobres de este continente guardaban un cerdo para poder venderlo en caso de necesidad, por este motivo, el animal era considerado como un tipo de garantía económica.

En España, la matanza de este animal permitía conservar durante todo el año su carne como una fuente importante de proteínas. Por esta razón, las primeras alcancías tenían forma de cerdito, ya que era considerado como un símbolo de ahorro y de reserva para el futuro.

En Inglaterra, existe una versión que afirma que las alcancías tienen forma de cerdo por un juego de palabras en inglés:

Cerdo escrito en inglés es “pig“. Elementos de la cocina, como jarras, teteras, entre otros, estaban hechos con un material de nombre ”pygg“(una especie de arcilla), en la cuales también guardaban sus ahorros (aproximadamente en el Siglo XVII). Cuando evolucionó en el uso de estos productos, se perdió la palabra, porque dejó de usarse el material, pero la gente reconocía el término “pygg jar” o ”pygg bank“ (frasco o banco) donde se guardaba el dinero.

Ese producto se dejó de fabricar pero lo siguieron llamando de ese modo, tan parecido a ”pig” (cerdito) que con el tiempo se asoció la imagen de un cerdito al hecho de guardar o ahorrar tus monedas.

En Oriente se encuentra la figura “Chan Chu” (suena parecido a chancho, ¿no?), que es el sapo o rana del dinero y cuya imagen también es usada actualmente en las alcancías.

En Indonesia, la imagen del jabalí (una especie de cerdo salvaje), es usado como símbolo en los bancos nacionales de aquel país.

Cualquier historia puede ser cierta, lo importante es saber que el uso de las alcancías no se ha perdido con el correr de los años.

 

Autor: RockChio
Etiquetas